Convenio Colectivo Provincial de Oficinas y Despachos de Cadiz


El presente Convenio Colectivo Provincial de Oficinas y Despachos de Cadiz es de aplicación a todas la empresas de Oficinas y Despachos que no tengan Convenio propio, con expresa excepción de las Empresas de Ingeniería y Oficinas de Estudios Técnicos de Arquitectura. Asimismo regula la actividad laboral de los/las profesionales del grupo II del artículo 11º de este este Convenio que presten servicios a Empresas correspondientes a sectores o actividades no incluidos en ninguna Reglamentación, Ordenanza o Convenio Colectivo.


El incremento salarial del Convenio Colectivo Provincial de Oficinas y Despachos de Cadiz se fija para todos los conceptos económicos según la siguiente fórmula:


  • Para el año 2010 se incrementaran a las tablas salariales definitivas del año anterior el 1%.

  • Para en el año 2011 se incrementaran a las tablas salariales definitivas del año anterior la Previsión de Inflación del Gobierno, más el 0,5%.

  • Para en el año 2012 se incrementaran a las tablas salariales definitivas del año anterior
    la Previsión de Inflación del Gobierno, más el 0,75%.

Si al término del año 2010 el IPC real del mismo superase el 1%, dicha diferencia tendrá carácter retroactivo desde el 1 de enero de 2010 y su resultante servirá de cálculo como punto de partida para la tabla salarial para el 2011. En el caso que el IPC real del año 2010 fuese inferior al 1%, dicho IPC real será el incremento del año, ajustándose las cuantías a ese incremento, aunque no tenga efectos retroactivos, y sirviendo de cálculo como punto de partida para la tabla salarial para el año 2011.
Si al término del año 2011 el IPC real del mismo superase la Previsión de Inflación del Gobierno de dicho año, dicha diferencia tendrá carácter retroactivo desde el 1 de enero de 2011 y su resultante servirá de cálculo como punto de partida para la tabla salarial para el 2012. En el caso que el IPC real del año 2011 fuese inferior a la Previsión de Inflación del Gobierno para dicho año, dicho IPC real será el incremento del año, ajustándose las cuantías a ese incremento, aunque no tenga efectos retroactivos, y sirviendo de cálculo como punto de partida para la tabla salarial para el año 2012.
Si al término del año 2012 el IPC real del mismo superase la Previsión de Inflación del Gobierno de dicho año, dicha diferencia tendrá carácter retroactivo desde el 1 de enero de 2012 y su resultante servirá de cálculo como punto de partida para la tabla salarial para el 2013. En el caso que el IPC real del año 2012 fuese inferior a la Previsión de Inflación del Gobierno para dicho año, dicho IPC real será el incremento del año, ajustándose las cuantías a ese incremento, aunque no tenga efectos retroactivos, y sirviendo de cálculo como punto de partida para la tabla salarial para el año 2013.

0 comentarios:

Busca aquí lo que no encuentres en el blog

Búsqueda personalizada